Error de Morcilla Vegetal

Cuando me puse a hacer esta receta, era poco meditada, una cena rápida para la niña. Por la mañana dejé las judías en blando para que cuando llegara por la tarde ponerme a hacerlas.

Ha sido un error en todos sus puntos, pero salió otra cosa muy rica. En un principio quería hacer unas hamburguesas de judías pintas, para que al tener ese color pareciera una hamburguesa de carne. Así tendríamos las ventajas de la proteína vegetal, y podría poner una foto en el blog muy molona de una hamburguesa completa vegetal. Pero la cosa no salió como esperaba y resulto que se parecía más a unas rodajas de morcilla, pero el sabor era buenísimo. En casa gustaron mucho. Tengo que decir que, si lo tomas de cena, en la comida no deberías haber comido ni legumbre, ni proteína animal, porque ese día estás ingiriendo más de lo que necesitas.

1040072

INGREDIENTES

200g de judías negras

2 zanahorias medianas

½ cebolla (al gusto)

Salsa tamari (soja pero sin trigo) – sustituye a la sal

Especias en polvo: ajo, perejil, pimienta, cominos.

PREPARACIÓN

Se ponen en remojo las judías mínimo 8 horas antes de cocinarlas. Cuando las vayas a cocer escurres bien y lavas bien las judías.  Y las pones a cocer en olla express 20 minutos. Sin sal. Cuando estén cocidas las escurres y las aplastas dentro del colador para quitarles toda el agua y así se manipulen mejor.

Por otro lado, vas picando la zanahoria y la cebolla y las pones a sofreír 15 minutos hasta que estén blanditas. Cuando estén a tu gusto le añades las judías pintas cocidas y mezclas muy bien para que todo quede bien unido.

A continuación, añades los 2 chorritos de salsa tamari, y las especias al gusto. Según veas la consistencia de la pasta para poder manejarla con la mano le añades o no un poco de pan rallado o harina de arroz en mi caso, me toco echar unas 2 cucharadas.

Lo bueno es dejarlo enfriar en la nevera 30 minutos si hay tiempo porque así es más fácil manejarlo. Mientras vas precalentando el horno a 180º. Y vas formando las hamburguesas coges un poco y lo haces una bola, luego lo aplastas y redondeas los bordes para que quede mejor presentado.

Yo le echo un chorro de aceite al papel del horno para que no se peguen por debajo. Las ponemos al horno y a los 15 minutos a lo mejor le tienes que dar la vuelta según sea tu horno.

Estarán hechas cuando tengan una textura crujiente por fuera ya que por dentro no se van a hacer mucho más.

Lo puedes acompañar con unos brotes de lechuga y unos tomates cherry. O ponerle en un pan de hamburguesa.

A nosotros nos quedó una apariencia de morcillas así que las comimos solas.1040071